Tia Clementina 20 de Junio

Tia Clementina 20 de Junio gy NADIA_PAM 09, 2016 9 pagos «Una vuelta por la historia» iLA BANDERNAD! ER. LA iHAY QUE ESCO BANDERA! MINISTRO DE EDUCACION Lic. Juan Carlos TEDESCO SECRETARIO DE EDUCACION Prof. Alberto Estanislao SILEONI SUBSECRETARIA DE EQUIDAD Y CALIDAD Prof. María Inés ABRILE de VOLLMER DIRECTORA NACIONAL DE GESTIÓN CURRICULAR Y FORMACIÓN DOCENTE Prof. Marisa DIAZ DIRECTORA DE EDUCACION PRIMARIA Lic. Silvia STORINO DIRECTORA DEL PLAN NACIONAL DE LECTURA Prof. Margarita EGGERS LANS storia» a por la hi «Una vuelt Coordinación Patricia MADDONNI Cuento Diana GONZALEZ Dibujos

COMPARTIDO Y SONAR UN SUENO EN EL QUE ESTEMOS TODOS. LA BANDERA ES PAR TE DE NUESTRA HISTORIA EPISODIO O QUE NARRA UN NOCERÁN UN RELAT R DE ALGO ESTAS PAGINAS CO ERA ENT RANO. SE VAN A POR MANUEL BELG PROTAGONIZADO SÍMBOLO QUE A: LA FALTA DE UN LA QUE LO PREOCUPAB ABAN A FAVOR DE EST LOS GRUPOS QU LLA! CI IDENTIFICARA A SEN LO FUE TAREA PIENSEN QUE CREAR LO, OTROS CER REVOLUCIÓN, iN0 HA Mayor, donde se había cambiado la band española por la celeste y blanca. Mientras se acomodaba el rebozo, Clem entina dejó deslizar un comentario acerca de la bandera que despertó mi curiosidad…

Parece ser que la primera ban dera que mandó a hacer don Manuel no era como la que tenemos ahora. ¿Ah, no? ¿Y cómo era, Cle mentina? -Asegún cuenta el Nato Paredes, era toda blanca can una franja celeste en el medio -¿Y él cómo sabe esas cosas? -iUhhh! Él sabe… ; iLo siguió Belgrano a todas las campañas! Los cuentos fueron escritos alrededor de dos personajes de ficción. Uno de ellos es Eugenia Ortiz, quien relata las conversaciones con su criada negra, la tía Clementina, que es el otro personaje. La trama de los relatos combina elementos históricos con o ón. Juro, runa, que no ment(a.

Las cosas, según el Ñat sucedieron así… Era febrero del año ‘ 12. Andaba Belgrano con el ejército, allá por la villa de Rosario, custo que pa diando el río Paraná, pasaran los godos… La tropa estaba de capa caída. no era pa’ menos; sus compañeros, en el Alto Perú, habí-an sido derrota ‘ os por los españo les. Quedaba abierto pa que los ejércitos realistas entraran a Salta, después Tucumán y de ahí, por qué no, a la misma Buenos Aires. iiLa Revolución estaba en pel allá gro! iTodos sabían el norte los españoles era fuertes! ¿Qué se podía hacer paz e n poco a los soldados? empo, la mandó a cos blanca y celeste. -¿Y por qué eligió esos colore Clementina? eran colores que usaban los que estaban a favor de la revolución. Poquito a poco se fueron BLANCA Y CELESTE «iPero qué barbaridad, cómo rle ocurre, qué es esto de ena con bolar una bandera sin tar! «, vociferaban. ‘testas cosas hay que discuo. tirlas bien primero! «, decía otr 6 «iu rge nte ! «, grit ó uno , «iu co rre o al Ro sar io avis ánd ole Bel gra no qu e gua rde esa ban der a! » Pero quiso el destino que general no se enterara. iBueh! el destino o un caballo medio lento.

La cosa fue que cuand l mensaje llegó, don Man consuelo… ir al establo a buscar un caballo Cargó as alforjas con alguna herramientas… Un buen martil lo, unos clavos, algunos fierros punta ia todo galope por camlno! A SIJ ESCON Debajo de la sotana, atadas con una Clnta, iban las banderas camino a su escondite… ¿Qué se tenía entre manos padre Juan? Se dirigía a Titirit un pueblecito cercano, pues ya tenía un plan en su cabeza pa’ esconder esas banderas. Después de un rato de convers aciones, le entregó unas banderas al padre Juan y se marchó otra vez campamento.

El cura esperó que se hicie bien oscuro osamente. Todo esta de vez en y en silencio. Sólo gido de un cuando el terrible ru noche. trueno estremecía la ó a tientas El padre Juan recorri arse que no la capilla para asegu una vela y hubiera nadie. Prendió da uno de fijó sus ojos en ca s que había los muebles y adorno to, su miraen el lugar… De pron cuadros de da se detuvo en unos Santa Teresa. e grandes, y Eran lo suficientement resistentes. los marcos parecían , comenzó a Despacito, despacito sacar las herramienta la calle, Mientras tanto, en an la ronda unos soldados hací s los días. octurna como todo fuerza la puerta de la capilla e Los soldados dieron la voz ru pat una alarma y enseguida vino 10 os PARA LOS CURIOS isten diferentes perspectivas y En la interpretación de la historia coex era argentina también existen miradas. En el caso del origen de la band tras la derrota de Ayohuma, el debates. Algunas versiones sostienen que ha, localidad boliviana cercana padre Juan de Dios Aranívar, cura de Mac tó dos banderas detrás de unos a Ayohuma, muy amigo de Belgrano, ocul lo de Titiri. Estas banderas se cuadros que había en la capilla del pueb las conoce como Banderas de encontraron a fines del siglo XIX.

Se a se encuentra en el Museo Macha. Una de las Banderas de Mac os Aires. Tiene tres franjas horiHistórico Nacional de la Ciudad de Buen otra Bandera de Macha se zontales: celeste, blanca y celeste. La son verticales y tiene los colores encuentra en Sucre, Bolivi invertidos: blanco, celeste, la decisión de declarar la indea la creación de un símbolo propio como s, que reflejaban las diferenpendencia, incertidumbres y enfrentamiento s. Y es justamente, la conflictivicias existentes entre los revolucionario to intenta resaltar. dad y la falta de unanimidad lo que el cuen CA o ES co LO có venir.