Segunda intervención francesa e imperio de maximiliano

Después del triunfo del partido liberal en la Guerra de Reforma, Benito Juárez queda en el poder. Las dificultades financieras obligaron a tomar la medida de suspender el pago de la deuda exterior y de sus intereses. Contra tal medida, tomada en julio de 1861, protestaron Inglaterra, España y Francia, y decidieron en la Convención de Londres (octubre de 1861) intervenir en México y obtener el pago de la deuda por la fuerza. La pareja imperial de Francia, Napoleón y Eugenia, que querían, imponer un Imperio en México para después controlar a toda América Latina. oponer un muro monárquico a la expansiva epública de los Estados Unidos, se comprometieron con los consewadores de M PACE 1 ora de los Estados Unido ch secesión» y no podía yuaàr desembarca en Vera 1862. El gobierno lib ortuno: una mitad en la «guerra de a invasión tripartita 1861 y enero de es a través de Manuel Doblado y consiguió, mediante los tratados de la Soledad, que se retiraran los ejércitos inglés y español.

Francia se quedó sola, resuelta a imponer una monarquía en México con el apoyo de un numeroso y disciplinado ejército expedicionario y los restos de las tr Swlpe to vlew next page tropas del partido conservador. El ejército francés fue mandado ucesivamente por Lorencez, Foreyy Bazaine. El primero sufrió un revés frente a Puebla el 5 de mayo de 1862 donde las tropas francesas fueron derrotadas por el ejército mexicano al mando de los generales Ignacio Zaragoza y Porfirio Díaz. egundo destruyó el ejército liberal; se hizo de la capital de la República; nombró a una junta de gobierno encargada de elegir a los miembros de la Asamblea de Notables y del ejecutivo provisional. El tercero, mientras los «notables», de acuerdo con Napoleón III, ofrecían la corona del imperio mexicano a Fernando Maxlmlliano de Habsburgo, dominó casi todo el pais y oblgó al obierno de Juárez a establecerse en Paso del Norte, a un paso de la línea fronteriza con los Estados Unidos.

Maximiliano aceptó la corona; se comprometió con Napoleón III, por los convenios de Miramar, a pagar por gastos de la intervención francesa la crecida suma de 260 millones de francos y la sustitución de tropas francesas por mexicanas. Llegó a las playas mexicanas el 28 de mayo de 1864. Maximiliano, archiduque de Austria, casado con la hermosa princesa belga Carlota Amalia, era de índole romántica, gustaba de la naturaleza, creía firmemente en la bondad del buen salvaje y en el ideario liberal.

Por lo mismo, a or lo mismo, acabó por desconcertar a los conservadores que lo trajeron. Hecho a la idea de que «la gran mayoría de México era liberal y exigía el programa del progreso en el sentido más verdadero de la palabra», repite la obra que sus enemigos exigen: Sin embargo, y a pesar de que uno de los objetivos del emperador austriaco era fomentar el desarrollo agr[cola e industrial en México, su gobierno se desarrolló en una crisis económica considerable que le fue restando fuerza.

Aunado a esto, Maximiliano retomó algunos de los principios liberales de la Constitución de 1857 y aprobó las Leyes de Reforma con lo que erdió el apoyo de los conservadores y enfrentó la resistencia de la población mexicana, encabezada por el Partido Liberal. Las principales políticas que aplicó se encuentran en el Estatuto del Imperio donde destacan: Pase oficial para los documentos pontificios. Decreta la tolerancia de cultos. La nacionalización de los bienes eclesiásticos Seculariza a los cementerios Crea el registro civil.

Expide leyes sobre salario, condiciones de trabajo, pensiones y montepíos. Implanta un sistema decimal de pesas y medidas. Maximiliano se puso tan reformista que el nuncio del Papa se f 3Lvf4 decimal de pesas y medidas. Maximiliano se puso tan reformista que el nuncio del Papa se fue enojadísimo y los liberales pudieron reírse de la cangrejería engañada y así les dice Juárez: cangrejos, es preciso andar para adelante y en rabia se deshacen, buscan quien los vengue. se encuentran con que humo se convirtieron todos sus planes, y los que habían de vengarles les dicen con voz firme cangrejos es preclso andéis para adelante. Con todo, las leyes imperiales nunca entraron en vigor. Los Estados Unidos, al terminar la guerra civil, pidieron la salida de los franceses. Por su parte, el emperador francés, para defenderse e Prusia, se vio en la necesidad de regresar a las tropas sostenedoras del imperio en México.

Maximiliano, sin el ejército europeo, no pudo resistir el empuje de los ejércitos liberales de Mariano Escobedo, Ramón Corona y Porfirio Díaz; se rindió en Querétaro el 15 de mayo de 1867 y fue fusilado en el Cerro de las Campanas el 19 de junio, junto con los generales Miramón y Bibliografía González, Luis. Historia Mínima de México, El Colegio de México — Hada, México, 1987, 2v. pp. 74-78. Quitarte, Martín. Visión Panorámica de México, Porrúa, México, 1986, pp. 144-14