Historia de la traducción

Historia de la traducción gy Rcytania ACKa6pR 02, 2010 7 pagcs [pic] Tema: Traducción literal vs. Traducción libre: Las bellas infieles como fenómeno traductológico de los Slglos XVI; . Autora: Tania Rey Núnez La traducción es una actividad que se ha practicado desde hace siglos. Surge por la necesidad de resolver un problema de comunicación al aparecer las distintas lenguas y la diversidad S»ipeto cultural. La invención del alfa C. originó una verdad transcripción de los s la traducción. or7 a rev a el año 1000 a. ente con la ue la escritura, nace Muchos fueron los que de una forma u otra contribuyeron al esarrollo de la traducción. Wulfila, evangelizador de los godos, año 31 1, emprendió la traducción de la biblia partiendo del texto original donde siguió minuciosamente el orden de las palabras y la sintaxis. Por su parte, Mesrop Mashtots, durante el reinado de Vramshapuh (392-414) inventó el alfabeto armenio y tradujo así la biblia a varios idiomas. La invención de este alfabeto distinguió el comienzo de la edad de oro de la literatura armenia.

En esta época no solo se tradujeron los textos sagrados sino también grandes obras que conformaban la literatura universal, ilosofía y matemáticas escritas por autores como Aristóteles, Platón, Zenón y Eusebio. censuraba la traducción «palabra por palabra», principio que más tarde fue retomado por Horacio en su Ars Poetica (26 a. C. ). San Jerónimo, a su vez, quien hizo la traducción de la biblia al latin llamada la Vulgata, expresaba que no era necesano traducir palabra por palabra sino idea por idea.

La traducción que predominaba en estos tiempos era totalmente literal y no fue hasta mitad del siglo XVI, gracias a los aportes de Etienne Dolet (1509-1546) y Jacques Amyot (1513-1593), que e empezó a ver un cambio en la manera de traducir, un modo distinto de traducción «libre». A principio del siglo XVII, se fortalece esta wsión porque se realza la necesidad de embellecer y adecuar los textos a traducir a las costumbres, usos e ideas de la sociedad.

Ya desde 1540 se exponían ideas como: entender el significado y evitar el uso de palabras similares a la lengua de partida, que hoy en día forman la base conceptual de la que sería la teoría interpretativa de los anos ’80 del pasado siglo. El periodo que abarca los siglos XVII y XIX, se denominó la época e las bellas infieles, expresión empleada por primera vez por e filosofo y escritor francés Gilles Ménage (1613-1692) al referirse a las traducciones del aquel entonces.

Se creaba entonces una división entre los practicantes de una u otra teoría -literal o libre-, lo que entorpecía la labor del traductor. A pesar de este hecho que sin lugar a dudas marcó un cambio en la historia de la traducción, en el siglo XIX hay un retorno a la traducción literal debido a que surgieron varias c traducción, en el siglo XIX hay un retorno a la traducción literal debido a que surgieron varias criticas al considerar la traducción ibre como carente de fidelidad al texto original. No obstante, este regreso se caracterizó por una nueva concepción de la traducción literal.

La teoría de los 80 antes mencionada, basada en el sentido o en la interpretación del texto a traducir, constituye un aporte importante a la evolución teórica de la traducción eliminando asf la línea divisoria entre las dos visiones y utilizar la conjugación de ambas. Es Indiscutible la supremacía de la traducción literal a través de los siglos y la práctica de la misma ha conllevado a cambios inevitables. Toda esta evolución a favorecido y enriquecido de na manera u otra el arte de traducir, proceso donde el traductor debe tener en cuenta una serie de aspectos para lograr un producto final con mayor calidad.

El conocimiento de los recursos expresivos tanto de la lengua de partida como de la lengua de llegada, de los factores que determinan la eleccón de uno u otro recurso, de las procedimientos o técnicas de traducción que sirven al traductor para la adopción de una de entre varias alternativas posibles ante un problema de traducción, es lo que habrán de permitir explicar cómo se traduce, cómo se puede traducir, cómo se debe traducir cómo conviene traducir. El traductor debe conocer perfectamente al menos dos lenguas: la fuente y la receptora.

Primeramente necesita comprender el sentido o significado del texto original para poder transferirlo al i Primeramente necesita comprender el sentido o significado del texto original para poder transferirlo al Idioma fuente; y esto muchas veces requiere de una interpretación detallada y de un análisis lingüístico minucioso. La traducción no es más que el proceso mental complejo que se lleva a cabo por etapas -comprensión, reexpresión, confrontación revisión final- donde se tienen en cuenta criterios lingüísticos y pragmáticos que lo determinan como producto.

Su objetivo es establecer equivalencias lingüísticas a partir de un texto escrito y cuyo resultado es otro texto escrito. La equivalencia lingüística es aquella que conserva la estructura y el sentido de los elementos que componen el texto de partida. Dentro de este tipo de equivalencia encontramos la sistémica, la cual no conserva necesariamente la estructura de los componentes del texto de partida pero si el sentido.

En 1950 Fiodorov y Retsher presentaron la primera teoría cerca de la traducción, la teoría lingüística de la traducción o de las correspondencias regulares, donde se establecen las equivalencias que son las correspondenclas fijas desde el punto de vista de significado, las variables que es cuando la palabra de la lengua de partida tiene varios significados en la lengua de llegada y las sustituciones adecuadas que es cuando el traductor se despega de las palabra o texto de la lengua de partida para hacer llegar el sentido con otras palabras en la lengua de llegada.

Las dos primeras son muy utilizadas en la traducción literal y la última se ajusta a la ?ltima se ajusta a la traducción libre. En 1965 Catford define tres tipos de técnica de traducción, palabra por palabra, literal y libre. La primera está ligada a la palabra desde el punto de vista lingüístico, la segunda consiste en mantener el sentido y depende de la sintaxis de la lengua de llegada y la tercera no se ajusta ni a las palabras ni a la gramática y su resultado es la lectura natural en el texto de llegada.

En el proceso de traducción el traductor recurre a las diferentes técnicas con el objetivo de lograr una reexpresión coherente en la lengua de llegada. utilizar una u otra depende de la unción que va a cumplir el texto de llegada y de los elementos extralingu(sticos como son el autor, el medio, el tema y el destinatario. Un ejemplo claro es el caso de los proverbios, refranes o expresiones idiomáticas donde es mas acertado recurrir a una traducción libre porque de lo contrario perdería el sentido de la lengua de llegada y no se entendería.

Ejemplo: like father, like son I de tal palo tal astilla. En el caso de nuestro trabajo, la traducción literal es la más apropiada. En los textos técnicos se pone muy en práctica las correspondencias fijas (1 x 1), por ejemplo, local loop lazo local. No obstante, la traducción exegética también está presente, por ejemplo, bluetooth: tecnolog(a sin cable que usa un rango corto de ondas de radio y permite la comunicación instantánea. Lo más importante en cualquier traducción, es mantener el comunicación instantánea. ismo sentido y el registro del texto original en el texto de llegada. Por tanto uno de los principales conceptos a tener en cuenta en el proceso de traducción es la fidelidad que se refiere a la correspondencia o relación de identidad entre el sentido de una lengua y el sentido de su reexpresión en la otra. Esto implica a integridad de todo el mensaje del original en la lengua de llegada y el respeto de su forma y la exactitud del contenido del texto original en su reexpresión mediante una traducción literal más que de una traducción libre.

En esta reexpresión también se encuentran presente la naturalidad al reproducir en la lengua de llegada el equivalente más cercano al mensaje de la lengua de partida mediante el uso de combinaciones de palabras y construcciones gramaticales que no violen los patrones de la lengua de llegada y el efecto comunicativo para lograr la misma reacción en los receptores de a traducción que en la del texto original.

Finalmente, no se puede decir que una traducción es mejor que la otra. Dependiendo del texto que tengamos delante, debe escogerse el tipo de traducción que mejor refleje el sentido o significado «original» del texto. La meta es acercarse lo más posible al sentido original. Eso es lo que impone la pauta para decidir qué tipo de traducción realizar. Bibliografía Avltabile, Alfonso, Historia y evolución de la traducción Disponible en: http•Wwww. tesionline. om/_PDF/1 3531/13531 p. pdf (consultado el 2 de la traducción Disponible en: http://www. esionline. com p. pdf (consultado el 23 de febrero de 2009) Baker, Mona. Routledge Encyclopedia of Translation Studies. Londres: Routledge, 1994 Delisle, Jean, La historia de la traducción: su importancia para la traductolog[a y su enseñanza mediante un programa didáctico multimedia y multilingüe Disponible en: http://quimbaya. udea . edu. co/ikala/images/PDFs/lkala-Vol. _ 10. pdf (consultado el 23 de febrero de 2009) Delisle, Jean; Judith Woodsworth Los traductores en la historia, Disponible en: http://books. google. com. cu/books? id— 5 Hujbrl traductores+inventores+de+alfabetos+aunque+el+ser+humano source=bl=frEtR_C8Hp= -P H8H 7tge8kOXb i: 1 result (consultado el 24 de febrero de 2009) Gonzálo García, Consuelo; Valentín García Yebra, Manual de documentación y terminología para la traducción especializada.

Madrid : Ed. Arcos/Libros, S. L. , 2004 Hurtado Albir, Amparo. Traducción y traductología: introducción a la traductolog[a. Madrid: Cátedra, 2004. Montero Martinez, Silvia, 4. 3. 1 El traductor intermedio: FI traductor y el intérprete Disponible en: httpWelies. rediris . es/eliesl 9/cap431 . html (consultado el 20 de febrero de Wikipedia Jerónimo de Estr ible en: http://es. wikipedia